Consola de búsqueda de Google: nueva herramienta de retirada de URLs

Retirada de URL es la nueva herramienta en la Consola de Búsqueda de Google, aparecida en nuestras consolas entre el 27 y el 28 de Enero 2020. Parece que por fin podremos limpiar URLs de esas que no desaparecen ni con lejía.

Ya sabes, de esas que resisten lo que les eches, incluso la poco utilizada pero generalmente útil redirección terminal HTTP 410 (Gone).

Google ha comunicado en varias ocasiones cómo debíamos pedir la desindexación de contenidos, pero conforme fue creciendo su infraestructura y capacidad de rastreo, tanto mayor fue su apetito por todo lo que podía pillar. Y luego, a veces no lo suelta!

Especialmente interesante parece la promesa de la solicitud de retirada de contenido obsoleto. Suena a que va a solucionar los problemas comentados…

Se bloquean las URL de los resultados de la Búsqueda de Google durante seis meses y se borra tanto su fragmento como la versión almacenada en caché, que se volverán a generar cuando las páginas vuelvan a rastrearse. Para retirarlas de forma permanente, impide que se indexen o quítalas de tu sitio web. Más información
La opción de eliminar por coincidencia con prefijo parece que será muy útil para retirar las típicas estructuras URL viejas que quedan en la memoria de Google tras años de haber hecho una migrado web.
Retirar contenido obsoleto
Instrucciones:

  • Esta solicitud solo funciona con las páginas o imágenes que ya se han modificado o retirado de la Web.
  • Sin embargo, si necesitas retirar datos personales o contenido con incidencias de carácter legal, debes enviar esta solicitud.
  • Introduce la URL copiada de los resultados de la Búsqueda de Google.
  • Si la solicitud se aprueba, el resultado y el fragmento almacenados se retirarán de los resultados de la Búsqueda de Google.
  • Si se rechaza, averigua por qué.

Más información

Hacer limpieza de contenido obsoleto abre la puerta a varios escenarios beneficiosos.
Por poner un ejemplo, todas esas webs que hayan sufrido inyecciones de código malicioso en un pasado (en su mayoría WP y Joomla 1.5).
Tras reparar el daño, en muchos casos Google sigue ofreciendo URLs fantasma entre los resultados para el dominio en cuestión.
Ya sabes, como cuando encuentras snippets que contienen la palabra “cyalis” o “viagra” en resultados del dominio de una universidad…
Aquí muestro un video propio mostrando estragos por inyección, repescado de 2015: